Por segunda vez y en menos de un año, el Congreso hundió el proyecto de ley que busca legalizar la marihuana con fines recreativos en el país, sin duda uno de los asuntos que más genera polémica a nivel nacional.

Con 102 votos en contra y 52 a favor, la Plenaria de la Cámara hundió este proyecto, que busca modificar la ley, estableciendo que el cannabis es una sustancia que “no genera afectaciones reales a la salud y que, en consecuencia, no debería estar limitada por vía constitucional”.

Este proyecto proponía que solo los mayores de edad pudieran consumirla en sitios designados para ello. Además, se pretendía que esta fuera adquirida en expendios regulados para su compra y venta y no por medios ilegales como sucede actualmente.

Aunque el debate entre si legalizarla o no lleva años en el centro de la opinión pública y de los legisladores, lo cierto es que la mayoría de las veces los críticos terminan aportando el mayor peso a la hora de decidir.

Fuente