El mismo día de las elecciones generales, el país oceánico organiza una consulta no vinculante sobre un proyecto de ley que regularía el cannabis para su uso recreativo

Nueva Zelanda celebra el 17 de octubre un referéndum sobre la aprobación del Proyecto de Ley de Control y Legalización del Cannabis, que regularía el cultivo, la venta, la posesión y el consumo de marihuana en el país oceánico.

  • La consulta no es vinculante y nace del acuerdo de gobierno alcanzado en 2017 entre el Partido Laborista y el Partido Verde.
  • El mismo día de la votación, los neozelandeses elegirán a su próximo primer ministro en las elecciones generales y decidirán el futuro de la eutanasia en unas urnas paralelas.

Lo más importante

El proyecto de ley pretende regular la marihuana para su uso recreativo a partir de una edad mínima legal de 20 años. Actualmente, las condenas relacionadas con el cannabis van desde multas de 500 dólares neozelandeses (280 euros) por posesión hasta siete años de cárcel por cultivo y 14 años por distribución o producción.

  • La norma a votar sitúa en 14 gramos la cantidad máxima diaria disponible para comprar o tener en lugares públicos. También permite el autocultivo de hasta dos plantas por persona –cuatro por vivienda– y limita el consumo al ámbito privado.
  • De aprobarse la ley, el peso máximo del cannabis fresco se fijaría en 70 gramos y, en el caso de los comestibles y líquidos derivados, hasta 210 y 980 gramos respectivamente.
  • La propuesta contempla licencias obligatorias para las empresas, regula la cantidad total de cannabis disponible en el mercado y prohíbe su importación o exportación. Ninguna compañía podría ser dueña de más del 20% del sector ni podría compatibilizar la producción con la distribución o con la participación en el capital de locales de consumo.
Te puede Interesar
Cannabis en las elecciones de EEUU

¿Cuál es el contexto?

Las elecciones generales de 2017 auparon a la laborista Jacinda Ardern al frente de un Ejecutivo de coalición con el partido Nueva Zelanda Primero, del dos veces viceprimer ministro Winston Peters. La alianza contó con un denominado acuerdo de confianza y suministro del Partido Verde, que respaldaba la formación del Gobierno sin unirse a la coalición formal.

  • En mayo de 2019, el gabinete publicó un documento con las opciones que se habían considerado para la votación. La primera ministra y el titular de Justicia, Andrew Little, presentaron y defendieron inicialmente el referéndum como vinculante. Sin embargo, al consultarse un proyecto de ley no autoejecutable, deberá pasar por una Cámara de Representantes cuya composición puede variar en las elecciones generales que se celebran el mismo día. Por tanto, el referéndum es finalmente no vinculante.
  • Han expresado su apoyo al ‘’ el actual ministro de Finanzas, Grant Robertson, la ex primera ministra Helen Clark y la New Zealand Drug Foundation. Las principales organizaciones que hacen campaña por el ‘no’ son la cristiana Family First New Zealand y la asociación médica más importante del país, la New Zealand Medical Association.
Te puede Interesar
Cuatro estados definen legalización de la marihuana el mismo día de las elecciones en EEUU.

¿Qué hay que tener en cuenta?

  • Si más del 50% del electorado vota a favor en la consulta, el Gobierno entrante podrá –no deberá– introducir el proyecto de ley en el Parlamento. Aunque se asume que esto ocurra si el Partido Laborista repite legislatura, es menos probable que un resultado afirmativo se traslade a la legislación si gana los comicios el Partido Nacional de Nueva Zelanda, la principal fuerza de oposición.
  • La votación del 17 de octubre no afectará el estatus legal del cannabis medicinal y la producción de cáñamo, que ya son legales desde la aprobación de la Ley de Enmienda sobre el Uso Indebido de Drogas en diciembre de 2018. La norma concedió, además, una defensa legal contra el enjuiciamiento por posesión y consumo a los pacientes con enfermedades terminales.
  • El referéndum no discute las leyes relativas a la conducción bajo los efectos de la marihuana, una práctica que seguirá siendo ilegal independientemente del desenlace de la consulta, como tampoco lo hace con la regulación sobre salud y seguridad laboral.

#Fact

  • La celebración de referéndums es habitual en Nueva Zelanda. El más reciente, de marzo de 2016, tuvo como resultado el mantenimiento de la bandera nacional. Uno anterior, convocado por iniciativa ciudadana para noviembre y diciembre de 2013, rechazó la privatización de cuatro empresas públicas de energía y parte de la aerolínea Air New Zealand.
  • La legalidad de la marihuana es objeto de debate y controversia desde hace décadas y prácticamente todos los países poseen leyes de control. Los Países Bajos son el único miembro de la Unión Europea que permite la venta de cannabis en locales con licencia y Canadá es el único Estado del G20 que autoriza su libre consumo y producción.
Te puede Interesar
El cannabis no estará en las próximas elecciones

Fuente