Un nuevo análisis concluyó que la legalización federal podría recaudar más de US$130.000 millones en ingresos impositivos para el año 2025 y al mismo tiempo crear más de 1.1 millones de empleos nuevos.

Un nuevo estudio fue publicado por el portal de New Frontier Data (NFD), una firma de investigación y mercadotecnia, asegura que la legalización de la marihuana a nivel federal en todo el país podría dejar unos US$130.000 millones en recaudación impositiva.

De acuerdo con el documento de NFD, su única intención es “informar políticas y decisiones comerciales relacionadas con el cannabis a través de un análisis riguroso, imparcial y exhaustivo de la industria legal del cannabis”, y no necesariamente incentivar al abuso de esta droga.

En el pasado, la organización Drug Policy Alliance demostró que el régimen de criminalización de la marihuana y otras drogas le cuestan al gobierno de EE.UU. más de US$50.000 millones al año, lo que incluye los costos escandalosos de encarcelar a decenas de miles de personas por delitos de drogas no violentos por tener unos pocos gramos de cannabis encima.

Legalización igual a impuestos

Según la directora ejecutiva de New Frontier, Giadha Aguirre De Carcer, el gobierno podría funcionar muy bien si la marihuana, como se ha mostrado exitosamente  en los estados de Washington y Colorado, se gravara como un producto legal. “Los tres impuestos comerciales más comunes que cualquier empresa estándar paga al gobierno federal son los impuestos comerciales federales, los impuestos sobre la nómina y los impuestos a las ventas”, explicó De Carcer.

“Si los negocios de cannabis se legalizaran mañana y se gravaran como empresas normales con una tasa impositiva estándar del 35%, las empresas de cannabis volcarían a la economía de Estados Unidos US$12.600 millones adicionales este año”, agregó la especialista.

Te puede Interesar
Wall Street espera votación sobre cannabis en Congreso de EE.UU

Si ocurriera la total legalización en los 50 estados actuales, dice De Carcer, habría un exceso de 782,000 empleos, y aumentaría a 1.1 millones de empleos para el 2025. Despenalizar la planta propiciaría un ambiente de negocios saludable para la aparición de cientos de miles de micro y pequeñas empresas afines al sector, lo que resultaría en US$4.000 millones en impuestos a la nómina. Para el año 2025, las deducciones de nómina aumentarían a US$5.900 millones, afirman en NFD.

Otros impuestos como el de ventas y el de renta también dejarían al fisco abultadas sumas de dinero que, sumados a todas las cargas impositivas, dejarían una suma cercana o superior a US$ 130.000 millones, si es que alguna vez la unió norteamericana acepta despenalizar el cannabis.

Fuente