Joshua Vargas fue sorprendido con una bolsa de marihuana comiendo M&Ms dentro de un banco de Texas el cual planeaba robar.

En muchas situaciones tener una actitud despreocupada es altamente benéfico, pero cuando estás robando un banco es prerferible un estado de aguda alerta. Pero diganle eso ahora a Joshua Vargas, un joven de 21 años que fue sorprendido comiendo M&Ms, como si estuviera cazando mariposas, dentro de un banco al que se había colado rompiendo una ventana. La policía, respondiendo a la señal de una alarma a las 3 a.m., también le encontró a Vargas una bolsa de marihuana entre sus pertenencias, por lo cual se maneja la hipótesis de que Vargas fue víctima de un ataque de los munchies, un agudo trastorno psicotrópico que asalta a algunas personas después de haber fumado ganja y que, generalmente, hace que consuman cantidades anormales de comida (especialmente comida chatarra con tonos espaciales) y que sucumban a antojos sumamente particulares en cualquier momento, como puede ser dentro de un banco en la noche.

Vargas, además de ser acusado de intento de robo del Central Texas Bank, en Taylor, ha sido acusado de posesión de marihuana, algo que en Texas es penado rigurosamente.

Fuente