Australia está modificado sus leyes sobre drogas para permitir el cultivo de cannabis con fines terapéuticos y científicos según dijo el gobierno el 17 de octubre de 2015. El proyecto de cambio de la Ley de Estupefacientes se está ultimando para permitir el cultivo controlado de cannabis para dar a los pacientes acceso “por primera vez a un suministro seguro, legal y sostenible de productos elaborados en el país”, dijo la ministra de Sanidad Sussan Ley en un comunicado.

Los fabricantes, investigadores y enfermos australianos actualmente tienen que recurrir al suministro legal internacional de cannabis medicinal, lo que supone todo un reto dado el mayor coste, la limitada oferta y las barreras a la exportación. El cultivo controlado de cannabis en Australia proporcionará la “pieza que falta” ya que, aunque existen leyes para dar licencia de fabricación y suministro de productos medicinales a base de cannabis, permanece prohibida la producción local, afirma Ley. El Gobierno tiene previsto crear un sistema de licencias para asegurar que el cultivo de cannabis cumpla las obligaciones internacionales de Australia y gestionar el suministro del fármaco desde los huertos de cultivo a las farmacias.

Reuters del 17 de octubre de 2015

Fuente IACM