Por Marta, Seedstockers Barcelona

Hay bastantes diferencias significativas entre la manera de cultivar o usar marihuana a la manera de cultivar o usar cáñamo. También hay diferencias significativas en lo que se siente después de fumar cáñamo o fumar marihuana. Aún a pesar de estas diferencias tan claras, nuestra élite política ha llevado a cabo un gran trabajo confundiendo cannabis y cáñamo. Este hecho ha causado muchos quebraderos de cabeza en aquellos vinculados al subministro de CBD o, simplemente, a aquellas personas que cultivan cáñamo como cultivo agrícola.

Cultivo de cáñamo industrial

¿Qué es cáñamo y por qué se confunde con marihuana?

El término cáñamo a menudo se usa para referirse a variedades de cannabis las cuales se cultivan específicamente para uso industrial del producto final. El cáñamo crece de forma rápida y las fibras han encontrado muchos usos en industrias como la del textil, de la cuerda, del papel, etc. El cáñamo y los productos y aceites de cáñamo se pueden encontrar en un gran número de materiales como pueden ser pinturas, plásticos biodegradables, biocombustible, pienso para animales y comida para las personas. El cáñamo se ha estado usando desde hace miles de años.

Composición de marihuana en comparación con cáñamo

Tanto el cannabis (recreativo y medicinal) como el cáñamo industrial se obtienen del cannabis. Aunque son consideradas cepas distintas (es decir, separadas), cada una tiene sus propios usos fito-químicos y composición. El término “fito-químico” simplemente se refiere a las diferencias químicas entre los tipos de sustancias químicas (y la concentración de estos) en cannabis y cáñamo. Muchos gobiernos solo permiten que se cultiven variedades de cáñamo si los niveles de THC están por debajo de los límites especificados, a menudo entre el 0,2% y el 0,3% de THC. Aunque existen variedades genéticas que llegan a más del 20% del THC. Un ejemplo de ellos es la Northern Lights que tiene un THC del 22% con fuerte efecto sedante.

Te puede Interesar
El poder veneciano del cáñamo
Invernadero de cannabis psicoactivo

Cultivo de cannabis/marihuana frente a el de cáñamo

Permitiendo el cultivo de cáñamo industrial, una de las principales preocupaciones de varios gobiernos internacionales ha sido asegurar que los niveles de THC son suficientemente bajos como para prevenir el hecho que alguien tenga la experiencia de las sensaciones agradables/eufóricas asociadas al cannabis.

Por eso, muchos gobiernos han dado licencia de cultivo a algunas variedades específicas de cáñamo que tienen los niveles de THC por debajo del 0,2-0,3%.

Legalidad de marihuana y cáñamo

Cannabis usado para uso recreativo o medicinal, normalmente, tienen los niveles de THC alrededor del 15% y produce un efecto relajante y anti ansiedad. A menudo, estas variedades con alto contenido en THC, se consideran ilegales pero, en algunos países, son tolerados. En países más progresistas como podría ser Canadá, el cannabis está completamente legalizado aunque variedades con alto contenido en THC están sujetos a controles estrictos y muchos cultivadores deben obedecer a autorizaciones y normas estrictas.

Hasta aquellos que cultivan cáñamo para la producción/extracción de CBD a menudo deben seguir regulaciones estipuladas.

A veces, oficiales del gobierno comprobaran la variedad de semilla de cáñamo usada y hasta puede ser que cojan muestras del cultivo para confirmar que los niveles de TCH están por debajo de los límites locales legales. Muchos de los que se encuentran en la industria del CBD se quejan que deben obedecer numerosas dificultades burocráticas para poder producir simplemente un producto que no es psicoactivo.

Te puede Interesar
Cómo cultivar Northern Lights: Orígenes de la Línea
Gorilla Glue Auto de Seedstockers

Efectos del cannabis y del cáñamo

Si fumas/vapeas una variedad de cáñamo con bajos niveles de THC no notarás ningún efecto psicoactivo. Los niveles de THC normalmente se encuentran por debajo del 1%. En variedades con bajos niveles de THC, los niveles de CBD pueden llegar al 15%. Para algunos, los cogollos de cáñamo son una fuente diaria de CBD. Pero si fumas una variedad de cannabis con alto porcentaje de THC notarás unos fuertes efectos psicoactivos. Para muchos de nosotros, estos efectos son muy placenteros ya que el estrés/ansiedad disminuyen, el apetito puede aumentar y te puedes sentir profundamente relajado, a lo mejor, hasta un poco cansado si fumas demasiado cannabis rico en THC.