En un prospectivo estudio observacional realizado por científicos canadienses de Toronto (Canadá), un total de 751 pacientes con dolor crónico que iniciaron un tratamiento a base de cannabis medicinal completan una breve encuesta antes de iniciar el consumo y otra recogida de datos a los 12 meses.

El cannabis medicinal ha sido asociado con mejoras a partir del primer mes y se mantienen durante los 12 meses del período del estudio observacional. Mejoras significantes también se observan en la salud física y mental a partir del tercer mes. Se aprecia una disminución de los dolores de cabeza, fatiga, ansiedad y náuseas tras iniciar el tratamiento. Los pacientes que utilizaban medicaciones opioides como base de tratamiento también reportan una disminución de las dosis de morfina oral equivalente.

Safakish R, Ko G, Salimpour V, Hendin B, Sohanpal I, Loheswaran G, Yoon SYR. Medical Cannabis for the Management of Pain and Quality of Life in Chronic Pain Patients: A Prospective Observational Study. Pain Med. 2020 Jun 18 [in press].

Fuente IACM